martes, 9 de marzo de 2010

Al filo del amor: reseña del libro "Tongue" de Jo Kyung-Ran.

Cuando en diciembre recorría los pasillos de las librerías en Cracovia, me topé con esta portada. 
Una curio-preciosidad, ¿verdad?
Estaba en la sección de novedades. Es un libro muy curioso, de la aclamada autora coreana, Jo Kyung-Ran. Solo resaltar, que mientras en inglés el titulo ha sido traducido como "Tongue" (Lengua), la versión polaca, la que había leído, se llama: "Smak jezyka", lo cual llegaría a ser en español: "el sabor de la lengua"
Hasta ahora, no ha sido traducida al español, pero sí que está disponible en inglés, por si alguien le pica la curiosidad y tenga ganas de hacerse con él. 
***
¿De que va? 
Resumiendo, aunque la trama no es que fuese lo más importante del libro, "Tongue" narra la historia de una célebre cocinera, K., que sufre un desengaño amoroso. Después de haber encontrado el amor de su vida, al que cuidaba, saciaba con sus deliciosos platos y amaba irrevocablemente, se encuentra en una situación algo trágica: su novio la deja por una de las alumnas de su escuela de cocina (una ex modelo, para más inri). Intentando rehacer su vida, se da cuenta que al amor más profundo que lleva dentro para su “media naranja” no quiere abandonarla. Durante un año (el libro está dividido por estaciones, y estás por meses), cuenta su historia de "detox amoroso".
K. estará preparando su venganza, sumergida en un océano de auto-destrucción, batiendo oleadas de extraordinario talento y condimentando sus excéntricas manías. 
Pero como ya había mencionado anteriormente,  el argumento no constituye la parte esencial del libro. Más bien son las anécdotas, semi-filosóficos monólogos internos de la protagonista, sus recetas y consejos culinarios, la manera que percibe el mundo alrededor a través de sentidos de sabor y olor, que hacen de este libro una lectura inolvidable y tan singular. 
A menudo, la dosis de pensamientos, descripciones y divagaciones se hace demasiado grande, el libro se vuelve algo denso y delicadamente aburrido. Sin embargo, "Tongue" no se asemeja a nada que haya leído hasta ahora. Puede que podría encontrarse algunas similitudes con "El Perfume" de Patrick Süskind, pero, personalmente, prefiero no compararlo. 
Destacaría ante todo la manera de describir el universo de los sentidos, la celebración del territorio culinario y una ola de metáforas preciosas de sexo/amor y cocina. Además,  "Tongue" está repleto de anécdotas, historias cortas relacionadas con tradiciones culinarias tanto coreanas que italianas (K. se especializa en la alta cocina de Italia),  lo cual hace que, al fin y al cabo, la lectura sea bastante entretenida y las páginas floten ante nuestros ojos… solas. Solo añadir que el libro tiene un magnifico, algo grotesco e incluso chocante final. 

"Tongue" es una gran conmemoración de la esencia, la estética y la feminidad. Un libro que habla de amor, deseo, sexo en categorías que nunca antes pensaba posibles. 
Yo le regalo 4 suspiros y lo llevo a lista de curiosidades libro_génicas.  
***
Si hay alguna otra cosa que pueda confirmar sobre "Tongue" de Jo Kyung Ran: es que después de su lectura, y mientras también, entran ganas de esfumarse en la cocina, con una montaña de cacharros, botes de especias y una nevera de ingredientes exóticos… y guisar algo, experimentar.  

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada